United Way combate el fracaso escolar a través del emprendimiento social

El proyecto está dirigido a estudiantes de 3º de ESO, FP Básica y del Programa de Mejora del Aprendizaje y Rendimiento.
Beatriz Gámez JareñoMartes, 26 de febrero de 2019
0

Los voluntarios de la empresa Lilly que participan en el proyecto DesafíoPRO. UNITED WAY

El futuro de Europa depende en gran medida de su juventud. A través de su estrategia denominada Europa 2020, la Unión Europea pretende ayudar a los jóvenes para permitirles desarrollar plenamente sus talentos. Así pues, uno de los objetivos principales acordados por el Consejo Europeo es reducir el porcentaje de personas que abandonan prematuramente los estudios hasta menos del 10% y garantizar que, como mínimo, el 40% de los jóvenes obtengan una cualificación universitaria o equivalente. No obstante, el desajuste entre los programas de Educación y formación y las necesidades del mercado laboral pueden aumentar el riesgo de fracaso escolar, ya que los alumnos carecen de perspectivas dentro del itinerario educativo que han elegido.

Jóvenes Changemakers

Por todos estos motivos, la Fundación United Way España, la asociación Punto JES y la empresa farmacéutica Lilly  lanzaron el proyecto DesafíoPRO. Se trata de una iniciativa que tiene como objetivo prevenir el fracaso escolar haciendo especial hincapié en los alumnos con mayores dificultades de aprendizaje, así como los provenientes de entornos sociofamiliares conflictivos a través del emprendimiento social y el desarrollo de las capacidades (soft skills) de los jóvenes. La actividad se realiza en colaboración con el instituto “Severo Ochoa” de Alcobendas y se extenderá desde enero hasta mayo del 2019.

De esta forma, a través de la iniciativa DesafíoPRO, 32 voluntarios de Lilly ayudarán a 117 estudiantes de 3º de ESO, Formación Profesional Básica y del Programa de Mejora del Aprendizaje y Rendimiento a que desarrollen y sean conscientes de sus capacidades para que puedan elegir en qué formarse.

Teresa Millán, directora de Asuntos Corporativos y RSC de la compañía "

Estamos muy satisfechos con la respuesta de los empleados de Lilly al proyecto

"

La directora de Asuntos Corporativos y RSC de la compañía, Teresa Millán, aseguró: “Estamos muy satisfechos con la respuesta de los empleados de Lilly al proyecto. Hemos tenido una altísima participación y la implicación de los voluntarios ha sido ejemplar desde la concepción del proyecto”.

Por un lado, el proyecto tiene a su vez varios objetivos secundarios que se trabajan de manera transversal gracias al seguimiento de la metodología changemaker que emplea Punto JES. Los jóvenes se convierte en emprendedores sociales, que tienen que dar solución a problemáticas vinculadas con la salud y el bienestar. Como por ejemplo: ¿cómo pueden ellos mejorar estos ámbitos en su comunidad?

La iniciativa se enmarca en el Proyecto global Youth Challenge, desarrollado por la fundación desde hace años en diferentes países en los que trabaja con institutos con altos índices de fracaso escolar.

Por otro lado, el proyecto se basa en tres pilares: la innovación y diversidad pedagógica como herramienta para el empoderamiento de los estudiantes, el uso de sus capacidades para emprender proyectos que supongan un cambio social enfocado a la salud y la involucración de los voluntarios de la compañía, del profesorado y del alumnado para conseguir diseñar soluciones con potencial para ser implementadas.

Asimismo, los voluntarios corporativos acompañan a los chavales durante las sesiones, tras haber recibido una formación por parte del equipo de Punto JES, acompañando a los jóvenes en el camino de convertirse en changemakers y proponer iniciativas que mejoren la vida de todos.

Finalmente, la directora ejecutiva de United Way en España, Marina Fuentes, explicó que gracias a proyectos como DesafíoPRO “se promueve que los jóvenes se conozcan mejor y sean más conscientes de sus capacidades y de su papel como agentes del cambio”.

0