fbpx

Solo un 8% de los alumnos de Secundaria se decantaría por el estudio a distancia

Tras la experiencia de estos meses de confinamiento, solo un 8% de los alumnos de Secundaria se decantarían por el estudio a distancia (un 6% en Primaria y un 5% Bachillerato), según una encuesta que analiza la experiencia online de los estudiantes durante la pandemia.
Diego FranceschMartes, 30 de junio de 2020
0

© myboys.me

A lo largo de varias semanas de confinamiento y de enseñanza a distancia, hemos ido conociendo la experiencia de padres, profesores y también alumnos. Estos últimos han experimntado distintas sensaciones para adaptarse a la enseñanza online. Según la encuesta de EducAcción “La escuela en la nube”, a más de 3.000 alumnos de España, de entre 10 y 18 años escolarizados en escuelas públicas (47,4%), concertadas (28,2%) y privadas (24,4%), los alumnos de Primaria son los que mejor se han adaptado a las nuevas metodologías de trabajo, mientras que los de Bachillerato han sido los que más dificultades han manifestado. Las investigadoras encargadas de coordinar el estudio son Sonia Díez Abad, presidenta del Comité Científico del Congreso Internacional EducAcción y Ana Lozano, catedrática de Teoría Económica de la Universidad de Málaga.

Según esta encuesta, las metodologías más integrativas, abiertas y flexibles facilitarían la adaptación a nuevos modelos de aprendizaje, frente a las que son más rígidas basadas en asignaturas estancas.  Preguntados sobre la metodología online frente a la presencial, solo un 8% de los alumnos de Secundaria se decantarían por el estudio a distancia.

Sobre cómo ha sido el aprendizaje durante los días de colegio online y la influencia que éste ha tenido en el proceso de adaptación de los alumnos a la nueva metodología y ritmo de trabajo, destaca una mejor conectividad de los centros concertados y privados, siendo éstos los que más rápidamente dicen haberse adaptado al nuevo sistema (en apenas una semana), mientras los alumnos de los colegios públicos dicen haberse adaptado peor viendo un parón en su enseñanza. El 31,9% de los alumnos de la Pública, 53,6% de la Concertada y 60,4% de la Privada tuvieron problemas de adaptación la primera semana y se adaptaron enseguida para aprender con normalidad.

El 31,9% de los alumnos de la Pública, 53,6% de la Concertada y 60,4% de la Privada tuvieron problemas de adaptación la primera semana y se adaptaron enseguida para aprender con normalidad

Por otro lado, el estudio muestra que, a mayor edad y mayor curso académico, mayores han sido las horas dedicadas al aprendizaje online y mejor valoración tienen. Los resultados avalan que no se puede generalizar en el éxito o el fracaso de la enseñanza online, ni en términos de éxito de los alumnos ni por sus resultados pues todo depende de la metodología empleada por cada centro docente, así como por las condiciones organizativas del mismo. Lo que se sí se desvela es que los alumnos se organizan mejor el tiempo y son más eficientes en el aprovechamiento del mismo.

Cuando se les pregunta sobre aquello que les gustaría conservar de esta nueva forma de aprender, en gran medida contestan que sería la accesibilidad al profesorado. Esto abre un nuevo y amplio campo de estudio respecto a los espacios educativos y también a los horarios lectivos a futuro generando nuevos escenarios educativos posibles que combinen los modelos presenciales con los online.

El estudio destaca como principales conclusiones que “las condiciones familiares tienen un impacto directo no sólo sobre la disposición del alumno hacia el aprendizaje sino sobre la calidad y cantidad que éste puede asimilar”. En este sentido, dicen los responsables de la encuesta, “tenemos la oportunidad de crear estructuras y programas de apoyo que permitan no sólo identificar situaciones de riesgo, sino anticiparlas de manera que se puedan promover medidas de acompañamiento tanto al alumno como a las familias y centros educativos”.

Las condiciones familiares tienen un impacto directo no sólo sobre la disposición del alumno hacia el aprendizaje sino sobre la calidad y cantidad que éste puede asimilar

“También hemos aprendido que la educación online es eficaz en cuanto a la calidad de sus aprendizajes y que tiene un impacto positivo en algunos aspectos relacionados con el rendimiento y la motivación de los alumnos”, dice el informe. En base a ello, “debemos revisar y rectificar los niveles de autonomía de gestión de los centros educativos, promoviendo un liderazgo responsable y sólido, con poder suficiente para actuar de forma rápida”, añade el informe.

El estudio pone de manifiesto que los alumnos tienen “ganas e intención de aprender, pero que sus intereses no son del todo coincidentes con el contenido académico obligatorio”. Por ello es necesario “revisar los itinerarios formativos, personalizándolos y adaptándolos a los intereses, a las capacidades y a los objetivos de cada alumno”, añade.

Además, los resultados del sondeo nos recuerdan que los alumnos más vulnerables (incluyendo aquellos con necesidades educativas especiales, los niños Asperger, disléxicos, hiperactivos, víctimas de bullying, entre otros…) tienen también “necesidades educativas especiales en el formato online y necesitan una consideración y acompañamiento específico durante este tipo de procesos”.

Otro aspecto que desvela la encuesta como mejorable es la “implantación de programas de evaluación, refuerzo y estimulación que optimicen el rendimiento y la satisfacción global del alumno”. En este sentido, el informe apuesta por establecer “criterios adaptados a las necesidades, realidad diaria y bienestar del alumnado, teniendo en cuenta su voz, expresada en múltiples foros”, como este sondeo.

El estudio pone de manifiesto que los alumnos tienen "ganas e intención de aprender, pero que sus intereses no son del todo coincidentes con el contenido académico obligatorio"

Otro aspecto que revela el estudio es una correlación positiva entre el rendimiento académico y una estructura familiar biparental. Los alumnos con dos progenitores se adaptan mejor a los nuevos métodos de estudio y dedican más tiempo. Un 24% de los alumnos con un tutor opina que el aprendizaje online durante estos días de confinamiento ha sido “un desastre, un parón irreversible”, frente al 13% para los que conviven con dos tutores.

Se observa también que aquellos alumnos que han sufrido en el seno de su familia la enfermedad se han adaptado peor a las clases online y están menos motivados para para introducir ningún tipo de asignaturas nuevas en sus aprendizajes. Su percepción negativa de la realidad se traslada también a la valoración del desempeño y preparación de sus profesores (son los que peor les puntúan) y son también los que dicen haber tomado menos decisiones importantes a lo largo del tiempo de confinamiento para adaptarse a la normalidad.

El informe revela, a su vez, que los alumnos que han vivido de cerca la enfermedad en sus familias son los que inclinan mayoritariamente la elección de su carrera profesional hacia las áreas de ciencias, medicina e ingeniería.

0