Los centros crean comisiones para vigilar los casos de absentismo

El absentismo es un problema socioeducativo que puede presentarse a lo largo de la escolarización del alumno. De ahí la conveniencia de prevenirlo, detectarlo y abordarlo, ya que puede surgir como manifestación de un problema familiar, socioeconómico o sociocultural. Además está considerado como un indicador del riesgo social e inadaptación escolar que, según los expertos, puede tener como consecuencia el fracaso escolar.
Miércoles, 31 de enero de 2001
0

Por ello, aunque muchos centros educativos cuentan con medidas para afrontar este problema en sus reglamentos de régimen interno, distintas administraciones crearán comisiones para vigilar y actuar contra este problema. La Consejería de Educación de las Baleares ha sido la primera en actuar. En este sentido el gobierno balear remitió, a los casi 600 centros de las islas sostenidos con fondos públicos, una serie de instrucciones para orientarlos sobre el procedimiento para detectar y abordar problemás de absentismo entre los estudiantes.

La Administración propone desarrollar un plan de acogida para los alumnos recien llegados, que informen a los padres de la necesidad de que sus hijos asistan a clase y de las actuaciones que el centro llevará a cabo para prevenir los casos de absentismo y contrrolar las faltas de asistencia. Además intervendrán unas comisiones de valoración, de ámbito municipal y que ya se han constituido.

0