fbpx

ARAGÓN. Sarriá: “Potenciaré los procesos de participación”

La dimisión de Fernando Bayona como presidente del Consejo Escolar de Aragón ha propiciado la llegada de un profesor y teniente de alcalde
a la presidencia. En la imagen, Jesús Sarriá, el nuevo presidente del Consejo Escolar de Aragón.
Miércoles, 13 de February de 2002
0

Jesús Sarriá Contín, oriundo de Ejea de los Caballeros, tiene amplia experiencia en el mundo educativo. Fue portavoz de la Plataforma en Defensa de la Escuela Pública y forma parte de la Federación Aragonesa de Municipios y Provincias.
Además, actualmente imparte clases de Lengua y Literatura en el IES “Cinco Villas”, de Ejea.

Con este nombramiento el departamento de Educación y Ciencia pone al frente del Consejo Escolar de Aragón a una persona con una experiencia reconocida para que dé al CEA el impulso necesario.

Jesús Sarriá pretende compartir las líneas de actuación logrando un Consejo Escolar ante todo participativo porque “mi manera de entender lo público y mi trayectoria profesional y política siempre han estado en la línea de potenciar los procesos de participación”, aclara a MAGISTERIO.

El anterior presidente, Bernardo Bayona, dimitió el pasado 24 de enero tras haber intercambiado varias misivas con la consejera de Educación, Eva Almunia, acerca de las posibles pretensiones de éste respecto a su rango. Así, en su última carta, Almunia afirmaba que el modelo por el que apuesta la Administración es diferente al que defendía Bayona.

Aragón es una de las CCAA cuyo consejo escolar es no presidencialista. En este sentido, Sarriá apunta que “yo no entiendo esto como un planteamiento retórico o una declaración de buenas intenciones, sino que mi misión fundamental será buscar y conseguir los consensos y profundizar en los debates educativos prioritarios para la Educación aragonesa”.

No obstante, para el nuevo presidente del Consejo Escolar de Aragón también es un reto “incrementar la presencia social aragonesa, sobre todo a través de los consejeros y de los acuerdos y propuestas que se elaboren”.
Jesús Sarriá ya ha mostrado su intención de mejorar la Educación Infantil, sobre todo en el medio rural, y la Educación permanente.

Inestabilidad

Desde el resto del PP, la portavoz del grupo en la Cortes de Aragón, Marta Calvo, recordó la inestabilidad que se da en la Consejería: la consejera actual ocupa su cargo desde verano y algunos problemas continúan sin solucionarse.
Y es que, en dos años y medio, la Consejería de Educación y Ciencia ha acumulado dos consejeras, tres presidentes del Consejo Escolar y ocho directores generales. Este es el balance que ha realizado Chunta Aragonesista, desde donde se asegura que tras la labor de las dos consejeras existen numerosas promesas incumplidas y una gestión nefasta.

Según un portavoz del CHA, Chesús Bernal, existen muchos compromisos incumplidos como el currículum aragonés, la red de Educación Infantil, los problemas del transporte, la ley de financiación y la controvertida Ley de Igualdad.

El nuevo presidente del CEA no considera, como su predecesor, que la carencia de recursos materiales y humanos del Consejo sea una de las prioridades. Uno de los temas que Sarriá considera más importantes es el dictamen de admisión de alumnos que prepara la Consejería.

Uno de los contratiempos que también produjeron desavenencias dentro del CEA fue la falta de un centro en el que ubicar la sede. La Administración ofreció el colegio “Rosa Arjó” pero muchos de los miembros del Consejo se opusieron por considerar que no tenían una estancia lo suficientemente grande como para celebrar los plenos, ante los que Sarriá aclara: “No necesitamos un palacio neoclásico”. 

0