LA NUEVA FP: VIDRIO Y CERÁMICA

Vídrio y Cerámica. Hasta ahora, el sector de la Cerámica ha sido una garantía de empleo para sus titulados, unos ciclos formativos que sólo se pueden estudiar en el isntituto “El Caminàs” de Castellón, muy ligado al tejido industrial de la zona. Por su parte, los estudios de vídrios, aunque tampoco mucho más extendidos, se pueden cursar en varias localidades españolas, en unos ciclos formativos muy especializados según el lugar en el que se estudien.
Miércoles, 11 de diciembre de 2002
0

Existen casos, pocos, en los que una familia profesional está tan arraigada a un lugar que quizás pasa desapercibida en el resto de España pero, en cambio, su pontencial es altísimo. Así, en la provincia de Castellón, en la que está el 98 por ciento de la producción de pavimento y revestimiento cerámicos de España y trabajan en esta industria 23.000 personas, un centro, el IES “El Caminàs”, imparte los únicos ciclos formativos de Vidrio y Cerámica en esta segunda rama. La de vidrio, por su parte, aunque también minoritaria, se imparte en otras partes de España. Este centro es el “único sitio de España en los que se realizan estos ciclos”, apunta una de sus profesoras, Amparo Clausell.

—¿Qué se estudia aquí?
—Estos ciclos formativos están muy centrados en el sector de pavimento y revestimiento cerámicos ya que casi todo el sector está en Castellón. Es más, las propias empresas vienen a nosotros a demandar técnicos y por eso tenemos una bolsa de trabajo en el centro para atender estas demandas.

—¿Existen diferencias entre el Grado Medio y el Superior?
—Se nota especialmente. El nivel es dispar. Mientras que el Grado Medio dura un año, aparte las prácticas, los alumnos del Grado Superior son gente muy motivada porque saben que trabajarán en lo que estudian.

—¿Realmente tienen tanta salida profesional?
—Las salidas profesionales están muy dirigidas a la industrias de aquí, de Castellón. A los alumnos se les forma tanto para trabajar en el laboratorio como para las líneas de producción. Ahora bien, siempre pensamos que están mejor formados para laboratorio que para producción, pero pueden desarrollar ambos trabajos.

—¿Existe mucha comunicación con la industria?
—Por ejemplo, para elaborar los planes de estudio intervinieron dos profesores de este centro (IES “El Caminàs” de Castellón), el Instituto Tecnológico de la Cerámica y varios empresarios del sector, para tener así en cuenta las demandas en cuanto a formación de los profesionales para la industria.

—Es decir, la motivación de los alumnos es alta, ¿no?
—Este sector está muy presente en la sociedad castellonense, porque unas 23.000 personas trabajan directamente en él, sin contar los indirectos. Los estudiantes saben lo que quieren y no hace falta motivarles.

—¿Cómo funcionan la Formación en Centro de Trabajo?
—La FCT es fundamental porque los alumnos terminan su formación en la empresa ya que hay cosas que aquí no pueden estudiar, por ejemplo, por falta de los medios adecuados.

Suficiente formación para un trabajo duro

El sector cerámico es omnipresente en la provincia de Castellón, en el que trabajan directamente cerca de 25.000 personas. Por lo tanto, es difícil conocer a alguna persona de la comarca de La Plana que no tenga alguna relación, amistad o familiar con el sector. Otra característica de los últimos años es que el ritmo de crecimiento del sector ha sido tan alto que apenas las empresas llegaban a cubrir los empleos. Así circula un chascarrillo: “¿Sabes inglés?… Tú comercial”.

En este ambiente, es fácil imaginar el aprecio que se tiene en el tejido empresarial a los ciclos formativos de la familia de Vidrio y Cerámica. Sobre todo, porque son los estudios que mejor se amoldan a lo que requieren las empresas.

Vicente Gargallo, director técnico de la azulejera Navarti, apunta que “particularmente, para nosotros es más interesante acudir a la Formación Profesional que a la universidad porque es una formación más práctica y el sector de fabricación de azulejos no necesita tanto especialista universitario. Los técnicos de FP se acoplan mejor y son más jóvenes, por lo que son más flexibles para aprender. El trabajo se acopla mejor a sus expectativas”.

Este es el caso, por ejemplo, de Fernando Gil Rubio, un joven de 23 años titulado en el ciclo formativo de Fabricación y Producción de Productos Cerámicos. Gil realizó su FCT en Navarti, empresa en la que ahora trabaja. “Hice dos años de la Licenciatura de Químicas, pero la verdad es que no me gustaba. Me parecía muy abstracta. Por eso cogí este camino, el de los ciclos formativos, y me ha gustado mucho, ya que se estudian cosas palpables”.

Es más, los titulados en estos ciclos formativos, a juicio de Gargallo, están sobradamente preparados y son otras las habilidades que buscan a la hora de la entrevista de trabajo. “Este es un trabajo parcicularmente duro por la cuestión del horario. Nuestra experiencia señala que lo primero es que estén de prácticas aquí para que tengan un ‘aterrizaje’ suave en el trabajo, porque el nivel de formación es más que suficiente. Es más una cuestión de personalidad, de buscar un perfil humano”.

En cambio, para Fernando Gil, la “Formación en Centro de Trabajo es un poco floja desde el punto de vista de la formación. En la empresa te ayudan en todo, pero realmente no tienen ningún trabajo que hacer. Ves lo que has estudiado pero es cuando ya te contratan cuando comienzas de verdad”.

Sin embargo, para este joven, la incorporación al mundo laboral no fue tan dura como apunta el empresario. “Yo tuve la suerte o la desgracia de comenzar a trabajar a los 16 años, mientras estudiaba. Por eso, ya no me supuso ninguna sorpresa llegar al mundo laboral”.

Además, esa coyuntura por la que independientemente de la formación, se encontraba trabajo en las azulejeras, se está terminando. Después de la expansión, llega la consolidación de las empresas, por lo que el requerimiento de mano de obra se reduce. “La falta de titulación es cada vez menor”, apunta Vicente Gargallo. “Hasta ahora, no teníamos suficientes profesionales para cubrir todos los puestos. Sin embargo, esto ha cambiado y la gente ya viene preparada. Nuestro problema de formación es otro ahora, en campos como la salud laboral o el medio ambiente, en los que todavía no hay especialistas titulados”. Gargallo concluye que “de todas formas, nunca hay suficiente gente de Cerámica y no creo que tengan especial dificultad para encontrar empleo en el futuro”.

La opinión de ambos sobre los estudios universitarios no es buena. Más si no existe una titulación específica del sector sino que son los licenciados de Químicas (como el propio Gargallo) los que se reciclan. “Tengo compañeros de Químicas que de producción no saben nada”, apunta Gil. Para Gargallo, “en la universidad hay una disociación entre la formación y su función laboral”.

Datos Académicos

GRADO MEDIO

OPERACIONES DE FABRICACION DE PRODUCTOS CERÁMICOS

Competencia general:
Preparador de pastas cerámicas. Preparador de esmaltes, prensista. Conductor de línea de colado, conductor de extrusora. Esmaltador. Decorador. Técnico de control de calidad. Con este ciclo formativo se obtiene el título de técnico en operaciones de fabricación de productos cerámicos.

Duración: 1.400 horas

Unidades de competencia:
Primer curso:
– Pastas cerámicas.
-Fritas, pigmentos y esmaltes.
– Procesos de fabricación de productos cerámicos.
– Control de materiales y productos cerámicos.
– Administración, gestión y comercialización en la pequeña empresa.
– Relación en el entorno de trabajo.
– Formación y orientación laboral.
Segundo curso:
– Formación en centro de trabajo (440 horas)

OPERACIONES DE FABRICACIÓN DE VIDRIO Y TRANSFORMADOS

Competencia general:
La labor de este técnico consiste en realizar operaciones de fabricación, transformación y decoración de productos de vidrio, control de materiales, procesos y productos, y realizar el acondicionamiento, puesta en marcha y parada de equipos e instalaciones en las condiciones de calidad, seguridad y ambientales establecidas, responsabilizándose del mantenimiento en primer nivel.

Unidades de competencia:
1- Conducir operaciones de composición y fusión de vidrio.
2- Conducir operaciones de conformación de vidrio.
3- Realizar operaciones de transformación de vidrio.
4- Realizar operaciones de manufactura y decoración de productos de vidrio.
5- Realizar la administración, gestión y comercialización en una pequeña empresa o taller.
GRADO SUPERIOR

DESARROLLO Y FABRICACIÓN DE PRODUCTOS CERÁMICOS

Competencia general:
Responsable de línea o sección de fabricación en empresas de fabricación de productos cerámicos y de fritas, pigmentos y esmaltes. Responsable de calidad. Técnico de desarrollo de nuevos productos.
Duración: 2.000 horas
Unidades de competencia:
Primer curso:
– Fabricación de productos cerámicos conformados.
– Fabricación de fritas, pigmentos y esmaltes.
– Gestión de calidad en industrias cerámicas.
– Organización de la producción en industrias cerámicas.
– Relaciones en el entorno de trabajo.
– Formación y orientación laboral.
Segundo curso:
– Desarrollo de composiciones.
– Desarrollo de proyectos de fabricación de productos cerámicos.
– Cerámicas avanzadas.
– Formación en Centro de Trabajo (380 horas) 

0