Buenas noticias de la OCDE, pero no tanto

17 de septiembre de 2019
0

La pasada semana conocíamos el informe anual de la OCDE Education at a Glance (“Panorama de la Educación”, en su traducción al español). En su presentación en la sede del Ministerio de Educación y FP, la representante de la OCDE, Gabriela Ramos, se felicitaba porque “España le ha puesto la prioridad a la Educación” en la última década. Pero conviene analizar la letra pequeña tras los indicadores positivos. Mejora el nivel de la población en general, pero en los más jóvenes la tendencia se ralentiza respecto a la UE y la OCDE, de las que todavía nos separa un trecho. En este tiempo, en España se ha reducido el gasto por alumno y la proporción de financiación privada ha aumentado en un 7%, frente al 3% de media de la OCDE. En el caso de la Educación Terciaria, por la llegada de nuevas universidades privadas –en que las matrículas cuestan cuatro veces más que en las públicas, la mayor brecha de la OCDE–. En niveles inferiores, por el mayor esfuerzo que han tenido que hacer las familias.

0