fbpx

CCOO afirma que "no es el momento" para convocar oposiciones en Canarias

Este sindicato y Docentes de Canarias-Insucan han defendido que "no es el momento" de que se convoquen oposiciones en Educación, si antes no se modifica el Decreto 74/2010 y se incluye en el mismo el reconocimiento de la actividad y la formación realizada.
MagisnetJueves, 2 de February de 2012
0

Estos dos sindicatos advierten además del "efecto llamada" que estas oposiciones en Canarias pueden tener en aspirantes de todo el país, ya que solo otras dos comunidades autónomas (Andalucía y País Vasco) se han mostrado dispuestas a convocar plazas en 2012. CCOO y Docentes de Canarias recuerdan que fue el propio Gobierno de Canarias el que anticipó la limitación de las ofertas de empleo público en los Presupuestos Generales de la Comunidad Autónoma para 2012, al 10 por ciento de la tasa de reposición. Según esa limitación, entienden que la Consejería de Educación sólo podría convocar oposiciones para unas 79 plazas.

Han destacado que esa restricción ha sido ratificada por el Gobierno del Estado mediante la aprobación del Real Decreto Ley 20/2011, de 30 de diciembre, de medidas urgentes presupuestarias, tributarias y financieras para la corrección del déficit público. Pese a ello, CCOO ha resaltado que la Consejería de Educación, mediante su responsable de personal, pretende unir las jubilaciones y fallecimientos de otros colectivos de funcionarios para poder ampliar el número de plazas convocadas hasta 180. CCOO considera como "curiosa" la apuesta por convocar oposiciones en el sector docente sin tener en cuenta una serie de circunstancias que perjudican "enormemente" al empleo de los docentes canarios. Por ese motivo, el sindicato no comparte en esta ocasión la posibilidad de una convocatoria de oposiciones para de profesores de Secundaria y Formación Profesional. Ha recordado que el acuerdo de convocatoria de oposiciones a empleo público para el acceso a los cuerpos docentes no universitarios, único del sector, fue firmado por todas las centrales sindicales en el año 2003.

A su juicio, su aplicación ha logrado reducir de forma paulatina, sin traumas en el sector, la temporalidad en el empleo y la tasa de interinidad, al tiempo que ha garantizado la entrada al sistema de personas ajenas al mismo, respondiendo a los principios de igualdad, mérito y capacidad que establecen los principios constitucionales. CCOO alude también a la imposición por parte del Ejecutivo anterior del Decreto 74/2010, por el que se establece el procedimiento de constitución de listas de empleo para el nombramiento de funcionarios interinos en los sectores de administración general y docente no universitario de la Administración Pública de la Comunidad Autónoma de Canarias.

Este sindicato ha explicado que la orden que lo desarrolla, de 22 de mayo de 2011, determina el procedimiento de constitución, ordenación y funcionamiento de las listas de empleo para el nombramiento de personal docente interino en el ámbito educativo no universitario de la Comunidad Autónoma de Canarias. En ese sentido, ha resaltado que cualquier convocatoria de empleo público docente afectaría de manera decisiva el futuro de las personas que actualmente se encuentra ejerciendo funciones como interinos en Canarias.

El sindicato ha recordado que el procedimiento selectivo convocado en el año 2010 provocó que "muchas compañeras y unos cuantos compañeros" perdieron su puesto de trabajo después de llevar más de 20 años desarrollando la docencia en las islas. En opinión de CCOO, el procedimiento selectivo para 2012 es diferente al de años anteriores, ya que endurece las pruebas de acceso que se establecen como eliminatorias.

El STEC e Intersindical Canaria han acusado al consejero de Educación del Gobierno canario, José Miguel Pérez (PSOE), de faltar a su palabra, y le han exigido la paralización de la oferta de empleo público en Canarias y la derogación del decreto que regula esas listas. Han recordado que el consejero había repetido, "hasta la saciedad", que habría oposiciones en Secundaria si se daban una serie de condiciones: que no cambiaran las reglas del juego, que la convocatoria de otras comunidades fuera suficientemente amplia para evitar el "efecto llamada" y que el número de plazas a convocar fuera significativo. "Ninguna de estas condiciones se ha cumplido y, sin embargo, José Miguel Pérez insiste en la convocatoria de oposiciones", subrayan en un comunicado.

El STEC-IC ha considerado que las reglas del juego sí que han cambiado, ya que las oposiciones se regirán por "nuevos temarios que, en su mayoría, aún no han sido editados". Así mismo, advierten de que la convocatoria provocará un efecto llamada, ya que, además de Canarias, sólo el País Vasco, Andalucía y, posiblemente, Madrid, convocarán oposiciones. "Si tenemos en cuenta que el País Vasco cuenta con el idioma como elemento disuasorio y que las plazas a convocar en Andalucía y Madrid son menores que las habituales, Canarias se perfila como un destino importante para los opositores del resto de comunidades", han resaltado. Esta circunstancia, según los sindicatos, pondría en "serio riesgo" la estabilidad del profesorado interino y sustituto de Canarias y, también, las listas de empleo. El STEC-IC ha lamentado la "irresponsabilidad y falta de coherencia" de José Miguel Pérez con los compromisos adquiridos con las organizaciones sindicales y con el profesorado, ha estimado que su actitud que responde a un planteamiento de "vendetta" política con el Gobierno central.

Por su aprte, el vicepresidente del Gobierno canario, José Miguel Pérez, se ha mostrado partidario de realizar oposiciones en Secundaria y Bachillerato, aunque no ha podido precisar si el Ejecutivo las podrá convocar antes del próximo mes de abril ni, tampoco, cuál sería el número de plazas ofertadas. Pérez ha recordado que en este curso se jubilarán 801 funcionarios y que su intención un buen número de esas plazas se sustituyan con oposiciones -en torno a la mitad-, ya que en algunas materias no hay profesores disponibles en lista de espera, como Francés y Alemán, por lo que la Consejería ya ha tenido que recurrir a las contrataciones extraordinarias. "Educación ha tenido un pensamiento que ha permanecido invariable y fue expresado cuando preguntaron si habría oposiciones este año, ya que respondimos que la intención era convocarlas para Secundaria y Bachillerato, siempre y cuando las reglas del juego sean las mismas", ha señalado el consejero.

José Miguel Pérez ha precisado que con ello se refiere a que Canarias pueda sacar las plazas que justifican unas oposiciones y, en segundo lugar, a que sus contenidos sean los conocidos hasta ahora. Sin embargo, ha añadido, ahora se están imponiendo unas reglas del juego diferentes a las que había al comienzo del curso. Pérez considera que es "bueno" que se puedan convocar las oposiciones, pero también ha recordado que en su día dijo que no se convocarían si se cambiaban las reglas del juego, y "resulta que hasta ahora las han cambiado". "No vamos a dejar de reponer las vacantes que tenga la enseñanza pública, por la vía que sea, pero preferimos hacerlo en la mayoría de los casos con funcionarios para evitar que crezca la tasa de inestabilidad e interinidad en la docencia", ha destacado.

El vicepresidente ha recordado que esa es la posición del Gobierno canario, ya que no sale más caro un funcionario que un profesor interino. En España, el acuerdo consiste en que la masa salarial de la tasa de reposición no suba y Canarias garantiza que esa masa no subirá, ha apuntado. "¿Las oposiciones se convocarán en Canarias? Les reitero que depende de que las reglas del juego sean las mismas. Si conseguimos resquicios legales para poder cubrir las plazas suficientes que justifiquen unas oposiciones lo haremos y, si no podemos, no lo haremos, pero no seremos responsables de ello", ha concluido.

0
Comentarios