Abren las dos primeras "casas nido" de Gipuzkoa, para niños de 0 a 3 años

MagisnetMartes, 26 de febrero de 2013
0

La Asociación Guipuzcoana de Atención a la Infancia y las Familias (MyMe) ha abierto las dos primeras "casas nido" de este territorio, que ofrecen un servicio de crianza y cuidado para niños de 0 a 3 años en un entorno parecido a su propio hogar. Se trata del primer proyecto que, bajo el lema "Etxean bezala" (Como en casa), pone en marcha MyMe, compuesta por una veintena de personas, en su mayoría madres, convencidas de la importancia que tiene para el desarrollo físico y emocional de sus hijos la etapa de crianza y un cuidado de calidad" durante sus primeros años de vida. Así lo ha manifestado la presidenta de esta asociación, Mónica Ochotorena, quien ha presentado, en rueda de presa en San Sebastián, este nuevo servicio de cuidado infantil, junto a su coordinadora educativa, Ainara Jiménez.

Aunque el servicio es "innovador", al ofrecer cuidados infantiles en las viviendas de las propias cuidadoras, a modo de "segundo hogar" para bebés y niños pequeños cuyos padres trabajan, esta práctica "se lleva haciendo toda la vida, en todas las partes y culturas del mundo", ha afirmado Ochotorena, quien ha agregado que este tipo de iniciativas están consolidadas y cuentan con "un enorme apoyo social" en países como Reino Unido, Alemania o Francia. En Etxadi y Bera Bera, en el barrio donostiarra de Aiete, están ubicadas las dos "casas nido" con las que arranca esta iniciativa, que ya cuenta con experiencias en otras autonomías, como Madrid, donde "Madres de Día" trabaja desde hace unos 7 años con cerca de una treintena de hogares, o Navarra, donde el verano pasado cesó la actividad que durante varios años habían desarrollado una quincena de "Casas amigas" debido a la retirada de las ayudas públicas.

"Etxean Bezala" se basa en los principios educativos de Emmi Pikler, una pediatra que fue pionera, en los años 40 en Budapest, de las llamadas "casas cuna", por lo que la atención de calidad e individualizada, adaptada a los horarios y necesidades de cada niño, y sobre todo la atención afectiva, son sus ejes de actuación. Cada "casa nido" acogerá un máximo de 4 menores, incluidos los que pueda tener la cuidadora, quién los atenderá en su propio domicilio y les hará la comida cada día, de forma que los pequeños se críen en un ambiente familiar, de tranquilidad y armonía.

Ochotorena ha destacado que los hogares que forman parte del proyecto estarán avalados por la Asociación Nacional de Seguridad Infantil y el programa de espacios educativos Logieduca, en materia de seguridad y también en cuanto a condiciones de espacio, equipamiento, iluminación, ventilación, higiene o accesibilidad. Las cuidadoras, a las que formará la asociación, deberán tener un perfil entre cuyos requisitos destacan cualidades humanas como la sensibilidad o la paciencia, además de experiencia en el cuidado de bebés o titulaciones en áreas pedagógicas o educativas.

Ochotorena ha explicado que, además de buscar subvenciones, la asociación instará al Gobierno Vasco a que desarrolle una normativa que regule esta actividad y homologue la formación impartida. El coste de estas primeras "casas nido" de Gipuzkoa puede oscilar entre 460 y 595 euros al mes, en función de los horarios, y sus promotoras ofrecerán información en una serie de charlas por las casas de cultura o a través de su web etxeanbezala.com.

0
Comentarios