Una decisión para toda o casi toda la vida

11 de junio de 2019
0

Elegir tu futuro académico y laboral no es tarea fácil,además es algo que te puede condicionar para toda la vida. Lo malo es que es una decisión que los adolescentes toman en ocasiones sin la información suficiente. Tus preferencias y aptitudes cuentan, pero no lo son todo. La empleabilidad de los estudios es otro de los factores a tener en cuenta. Por ello, cada vez proliferan más las plataformas y rankings de universidades, donde el alumno puede elegir su itinerario. Una vez acabada la selectividad, toca ahora ver qué nota hemos sacado y, en función de ella y de nuestros intereses, elegir estudios, elegir nuestro futuro. Si nos equivocamos, podemos cambiar. Para ello será fundamental también la orientación académica y profesional que podamos recibir. Otra posibilidad, en lugar de por estudiar un Grado, optar por un ciclo superior de Formación Profesional, que muchas veces tiene más y mejores salidas para garantizar el futuro de nuestros alumnos o hijos.

0