Hipocresía pedagógica

Rafael Guijarro
Periodista
10 de septiembre de 2019
0

Siempre ha sido costoso volver al colegio después de las vacaciones, pero ahora parece que más. Los índices de abandono escolar no solo aumentan en España, probablemente el país con más leyes de Educación aprobadas y rechazadas por cada Gobierno entrante o saliente. También en lugares como Suecia o Dinamarca, que presumen de ser los más civilizados del mundo, está escalando esa tasa de abandono. Después de tantas propuestas pedagógicas presuntamente innovadoras, resulta que los chicos y chicas se aburren en clase y prefieren quedarse en su habitación jugando con la playstation, antes que soportar el chorreo de cada día en el colegio, por muy avanzado que parezca y por más dinero que cueste ponerlo a funcionar.

Las malas lenguas dicen que cada vez sabemos menos lo que es un niño, por la escasez cada vez mayor de ellos. Y que todos los teóricos y/o teóricas de la Educación hace tiempo que no saben lo que es acunar a más de un bebé por barba, e incluso menos. Y así salen luego cuando crecen y notan que no se entiende bien lo que dicen padres y profesores, o incluso que lo que dicen no concuerda con lo que hacen. No cabe la hipocresía con la gente menuda, dicen lo que piensan y hacen lo que les da la gana, siempre que puedan, que empieza a ser con mucha frecuencia.

0
Comentarios