Pandemia y currículum escolar

0

Según las más reputadas mentes, el llamado academicismo resulta antipedagógico. Y, en parte, no les falta razón. Por eso quizás la Comunidad Valenciana ha sido la primera en anunciar la reorganización de los planes de estudio para el curso que viene. En 1º de la ESO las áreas quedarán reagrupadas en dos ámbitos impartidos cada uno de ellos por un sólo profesor. Decía Montaigne que es mejor una mente bien ordenada que una mente bien llena. Y en su estela, el pensador francés Edgar Morin nos advierte de los inconvenientes de la especialización educativa. La parcelación del conocimiento fracciona la realidad y la simplifica atrofiando las posibilidades de comprensión y en consecuencia restringiendo la competencia de los ciudadanos (La mente bien ordenada. Los desafíos del pensamiento del nuevo milenio).

Borges no concibió una Academia al estilo de Platón sino a imitación del sueño de Babel. El universo como una gran biblioteca. No existía cuestión personal o mundial cuya elocuente solución no pudiera encontrarse en ella: “Mi soledad –escribe– se alegra con esa elegante esperanza”.

La parcelación del conocimiento fracciona la realidad y la simplifica atrofiando las posibilidades de comprensión y en consecuencia restringiendo la competencia de los ciudadanos

Abraham (“Aby”) Warburg, historiador alemán (1866-1929), a semejanza del orden de las bibliotecas renacentistas, ideó un sistema propio de clasificación: el de ser “buenos vecinos”. Obras de diversas disciplinas, y también de diversas épocas, aparecían yuxtapuestas de tal manera que parecían sugerir al lector relaciones apenas imaginadas de posibles parentescos, semejanzas y hasta influencias creativas. Así, obras fundamentales sobre la química tenían como vecinas otras sobre la alquimia, y antiguos estudios de anatomía figuraban junto a tratados de astrología y álgebra. No había disciplinas, ni campos de estudios ni siquiera sectores culturales delimitados con claridad. Todo parecía vinculado con todo, tal como ahora en Internet.

Se estudiaría entrando en lo particular, en la concreción empírica y circunstanciada de la contingencia y el detalle. Esta singular penetración temática, por su índole más intuitiva y sensorial, aviva la curiosidad del alumno y la imaginación y despierta el interés desplegando su propia fuerza para ramificarse a partir de ese primer centro de interés, tendiendo a infiltrarse y propagarse a cuanto le rodea. Sólo es necesario ir saltando por encima de las aguas del olvido.

0
Comentarios