fbpx

Ejercicios en Instagram y Youtube "conectan" a los jóvenes con la literatura

El profesor catalán Cristian Olivé enseña literatura con imágenes de Instagram y analiza el ritmo de una narración a través de los "vlogs" de Youtube porque ha asegurado a Efe que estos ejercicios permiten "conectar" las herramientas que utilizan sus alumnos y sus intereses con las materias que tienen que aprender dentro del aula.
Rebeca PalaciosLunes, 26 de octubre de 2020
0

Para que puedan usar sus técnicas otros compañeros docentes, Olivé comparte en su cuenta de Twitter los ejercicios prácticos que realiza en el aula, como por ejemplo analizar las figuras literarias de las pancartas del 8M. C. O.

Este joven docente de 33 años ha intervenido este domingo en Logroño en la cuarta edición del congreso “Trabalengua” con una ponencia sobre “Lengua, literatura y adolescentes”.

Olivé (1987, Barcelona), que es profesor de Lengua y Literatura en Secundaria en la escuela barcelonesa “Joan Pelegrí”, utiliza Instagram, WhatsApp, videojuegos o juegos de rol como “excusa” para proponer actividades en el aula a sus alumnos. Asegura que se puede llevar la realidad adolescente al aula, para lo que propone a los estudiantes analizar sus relaciones sociales a partir de su manera de escribir mensajes en WhatsApp a sus amigos o revisar cuántas referencias literarias y culturales aparecen en las series de televisión que ven en Netflix u otras plataformas. Así, ha logrado fomentar la lectura, la escritura y la creatividad de sus alumnos adolescentes, ha resaltado el autor del libro “Profes rebeldes: El reto de educar a partir de la realidad de los jóvenes”.

Con esta metodología, cree que los jóvenes reciben el mensaje de que los adultos no juzgan de manera negativa aquello que les gusta y perciben que el aprendizaje está en todo lo que les rodea, “no solo en el libro de texto”. “Los adultos tenemos que hacer un ejercicio para acercarnos a los adolescentes y no insistir tanto en que ellos se acostumbren a nuestra manera de hacer las cosas o de comprender el mundo”, ha reflexionado.

Los adultos tenemos que hacer un ejercicio para acercarnos a los adolescentes y no insistir tanto en que ellos se acostumbren a nuestra manera de hacer las cosas o de comprender el mundo

A su juicio, los profesores deben entender “cómo se comunican sus alumnos entre ellos y cómo aprenden a través de las redes sociales, para aprovechar ese nuevo lenguaje y aplicarlo en el aula”.

Para que puedan usar sus técnicas otros compañeros docentes, Olivé comparte en su cuenta de Twitter los ejercicios prácticos que realiza en el aula, como por ejemplo analizar las figuras literarias de las pancartas del 8M, ya que opina que algunos lemas reivindicativos eran “pura poesía” y le sirvieron para trabajar algunos contenidos de su asignatura de Literatura. Además, propone los “vlogs” de Youtube (vídeos que cuentan anécdotas o experiencias del día a día) como “una buena herramienta para trabajar la narración”. Por ello, ha defendido que los profesores deben ser capaces de “conectar con la realidad” todo aquello que enseñan a sus alumnos.

Olivé considera que algunos profesores tienen “cierto temor” a probar nuevos métodos en sus clases, por lo que les recomienda “bajarse del pedestal de adulto” para acercarse más a los adolescentes. “Los docentes que continúan con un método tradicional son aquellos que piensan que los adolescentes de hoy son iguales a los de su época, pero como todo lo que nos rodea, han cambiado”, ha concluido.

0
Comentarios