fbpx

La ilusión de acabar es sólo por la emoción de lo que viene

El Proyecto Coach pone en contacto a personas voluntarias de empresas y jóvenes en situación de vulnerabilidad con el objetivo de mejorar su orientación y motivación. Tras su paso por el proyecto, el 93% de los jóvenes descubre salidas laborales en las que quiere trabajar en el futuro y el 92% de las personas voluntarias consideran que participar en el proyecto refuerza su compromiso con su empresa.
RedacciónMartes, 14 de diciembre de 2021
0

En esta edición, 89 personas voluntarias de empresa de 22 corporaciones de Madrid han conocido a los 87 jóvenes.

Este martes ha acabado la 29ª edición del Proyecto Coach de Fundación Exit en Madrid con una sesión marcada por la emoción de jóvenes y voluntariado corporativo. La edición, la primera en tener sesiones presenciales después de casi dos años de pandemia en los cuales la totalidad del proyecto se había llevado a cabo de manera virtual, ha generado vínculos y sensaciones que hacía mucho tiempo las personas participantes no podían vivir.

Empezaron nerviosos y al día siguiente ya habían quedado para tomarse un café. Así ha sido y sigue siendo el vínculo entre Brayan Sánchez y Luis Roca, voluntario de IBM. Para ellos la presencialidad y el poder compartir espacios en reuniones y en la oficina ha allanado el camino para que la experiencia del Proyecto Coach “no se quede sólo aquí”. Para Luis, el paso de Brayan por el proyecto ha supuesto un gran cambio ya que “sesión ha sesión he visto cómo iba teniendo más claro que quería cambiar la forma de ver las cosas. También tenía la experiencia de su hermano, que ya había pasado por el mismo programa, y era un referente de mejora”. Por su parte Brayan ha salido gratamente sorprendido con la implicación de Luis ya que, asegura: “nunca me imaginé que íbamos a conectar tanto, de hecho, vamos a seguir trabajando algunas cosas que nos quedaron pendientes porque a los dos nos apetece muchísimo”.

En esta 29ª edición del Proyecto Coach en Madrid, un total de 89 personas voluntarias de empresa de 22 corporaciones de Madrid han conocido a los 87 jóvenes participantes, esta vez concebida en un formato híbrido.

Las entidades y empresas que han formado parte del proyecto han sido: Accenture, Adecco, AXA de Todo Corazón, Deutsche Bank, Emergia, Fenice Iberica, Fundación Feníe Energía, General Electric, GoContact, Google España, Grupo Bosch, IBM, Indra, KPMG, Lefebvre-El Derecho S.A, Naturgy, OrientaHub, PwC España, Sacyr, Sage, Sorigué y Suntory Schweppes.

Por su parte, el Centro de Formación “Padre Piquer”, el CEPA Getafe casa de la cultura, el Colegio “Jesús Mª García Noblejas”, la Cooperativa de Enseñanza “José Ramón Otero”, los IES “Alonso de Avellaneda”, “Anselmo Lorenzo”, “Enrique Tierno Galván”, “Francisco Tomás y Valiente”, “Luis Vives”, “Parque Aluche” y “Tetuán de las Victorias”, han sido las 11 entidades sociales que han derivado a los y las 87 jóvenes participantes del proyecto.

Un total de 87 jóvenes han participado en este formato híbrido marcado por la emoción de volver a poder tener contacto presencial de voluntariado corporativo

El Proyecto, que pone en contacto a jóvenes en situación de vulnerabilidad y personas voluntarias de empresa a través de un proceso de acompañamiento de dos meses en el cual, mediante el contacto con la realidad de la empresa, se busca motivar a los participantes para que continúen su formación.

Una apuesta por el formato híbrido

Desde el inicio de la crisis del Covid-19, y para poder continuar con el desarrollo del Proyecto Coach, la Fundación Exit ha apostado por la flexibilidad y la innovación para adaptar la metodología y los materiales del proyecto a un entorno online en el que tanto jóvenes como empresas encontrasen un espacio para conectar, compartir y llevarse un aprendizaje mutuo. Así, el poder volver a retomar los encuentros presenciales ha sido un auténtico valor añadido después de las últimas ediciones que, a pesar de haber sido un éxito de participación, echaban en falta la cercanía y el contacto directo entre alumnado y personas voluntarias de empresa.

Eva Fernández, coordinadora del Proyecto Coach de Fundación Exit considera que “aunque el Proyecto Coach lleva apostando por metodologías digitales e innovadoras que han sido clave en Exit desde el primer momento de la crisis sanitaria, el volver a lo presencial ha hecho que podamos sacar al joven de su zona de confort, acercar el vínculo entre coach y coachee y acercarles de nuevo físicamente a las empresas. Hemos podido aplicar nuestra metodología y materiales a este nuevo entorno de nueva normalidad y tanto jóvenes como personas de empresa han encontrado una manera perfecta de conectar, compartir y llevarse un aprendizaje mutuo muy enriquecedor.”

En un momento en el que la problemática del paro juvenil se sitúa en 31,15% entre los jóvenes menores de 25 años (INE 2021 T3) y los datos de abandono escolar prematuro alcanzan el 16% de media nacional frente al 9,9 en la UE (Eurostat, Junio de 2021), el hecho de que el mayor número de jóvenes tenga acceso al proyecto, especialmente para aquellas en situación de vulnerabilidad, es más importante que nunca.

0
Comentarios