fbpx

La Rioja no aplicará el máximo de alumnos, porque tiene margen

MagisnetLunes, 23 de April de 2012
0

El consejero de Educación, Gonzalo Capellán, ha asegurado que en La Rioja no se incrementará el número de alumnos por aula, "salvo en algún caso muy excepcional", porque ha añadido que, en relación a las medidas presentadas por el Ministerio, la región tiene "mayor margen de maniobra" que otras. Tras la reunión del ministro José Ignacio Wert con los responsables autonómicos de Educación para presentar el plan de ajuste previsto por el Gobierno central, Capellán ha subrayado, en declaraciones a EFE, que las medidas de este plan, dentro de la necesidad de cumplir el objetivo de déficit, fijan "un marco de racionalidad y eficiencia".

Ha recordado que son "de carácter temporal", y, sobre lo que supondrá de ahorro, ha precisado que no se podrá conocer hasta que no se tengan datos del próximo curso. "Estas hechas con la suficiente amplitud como para dejar a las comunidades autónomas un margen que permita que no tengan que perder la calidad de sus sistemas educativos", ha apostillado Capellán, quien trasladará estas medidas a los sindicatos el próximo miércoles, durante una reunión que ha convocado "de urgencia".

El consejero ha insistido en que la medida que posibilita la ampliación del número de alumnos por aula en un 20 por ciento no se va a aplicar "en principio" en La Rioja, ya que la comunidad ha fijado para el próximo curso escolar 25 estudiantes por clase en Educación Primaria y 30 en Secundaria. Capellán ha matizado que hay que esperar a conocer los datos de matriculación para el próximo curso escolar por si hubiera que aplicar esta medida en algún caso "excepcional", pero ha enfatizado que de tener que aumentarse el número de estudiantes en algún aula nunca se llegaría "a extremos de 41 alumnos".

Sí se aplicará en La Rioja la medida que permite "congelar" hasta el curso 2014-15 la ampliación de nuevos grados de Formación Profesional, aunque Capellán ha precisado que continuarán los ya puestos en marcha. El consejero, quien no ha podido precisar cuáles serán los grados a los que afectará "esta congelación", ha reconocido que la comunidad no estaba de acuerdo con esta ampliación y, por ello, ha resaltado esta medida ya que permitirá ahorrar costes a La Rioja.

Además ha señalado que no va a suponer una merma de la calidad educativa, porque ha enfatizado que su departamento no va a aplicar ninguna medida que suponga reducir la calidad de la Educación riojana. En este sentido, ha señalado que La Rioja no va a aplicar la medida de suprimir la obligación de que los institutos tengan dos modalidades de Bachillerato. Capellán considera que eliminar una modalidad de Bachillerato supondría un ahorro, pero también una merma de la calidad educativa, por lo que ha apostillado que no se aplicará esta medida planteada por el Ministerio.

En cuanto a la ampliación de los periodos lectivos a un mínimo de 20, a diferencia de los 18 que se aplicaban ahora, Capellán ha explicado que no supone ampliar el horario de los docentes, sino que afecta a cómo se distribuyen las horas de trabajo. Y ha señalado que esta medida tendrá que ser analizada con los sindicatos, junto con la aplicación de la nueva jornada laboral de 37 horas y media a la semana, que supone una ampliación de la actual (de 35 horas).

También se analizará la decisión de no crear más complementos retributivos, aunque Capellán ha destacado que la medida del Ministerio incluya el mantenimiento de los pluses que hay ahora. El consejero ha resaltado también el planteamiento del Ministerio de ampliar a 10 días el periodo para sustituir a un docente de baja, ya que ha asegurado que en esta materia hay "agujeros" y "ineficacia". Y, de hecho, ha adelantado que su departamento va a crear a partir de septiembre la figura del inspector médico para bajas en Educación, con el objetivo de que existe más control.

Porque ha asegurado que en algún caso está siendo un problema para el normal funcionamiento de los centros, ya que ha dicho que los directores no pueden controlar estas situaciones. Gonzalo Capellán ha explicado que este inspector tendrá que ser un médico, para lo que se solicitará la colaboración de la Consejería de Salud, y ha insistido en que se encargará de comprobar que las bajas se conceden por los motivos para los que existen.

0
Comentarios