Creaciones visuales para aprender la palabra escrita en Primaria

Durante el curso 2012-13 en el Colegio “Betania-Patmos”, y con alumnos de Primaria, he llevado a cabo varias experiencias en el aula de inglés en las que la palabra escrita era la protagonista.

Martes, 10 de septiembre de 2013
0

Esta experiencia que aquí presento es el resultado de la inquietud por acercarnos a la escritura de forma creativa, asociándola a imágenes y tratando de conseguir creaciones visuales.

Expongo aquí cinco actividades llevadas a cabo en el aula para abordar la escritura, ya sea de palabras aisladas como de frases y pequeños textos, estableciéndose vínculos con la imagen aplicable a cualquier situación o temática que queramos tratar.

Primero de Primaria
Durante todo el curso, cada semana, introducimos dos letras del alfabeto, las identificamos, nos familiarizamos con sus sonidos y conocemos palabras que empiezan con ellas. Esta aproximación la hacemos con diversas canciones y juegos. Como proyecto final, en el tercer trimestre, con todas las letras del alfabeto hicimos una gran maqueta, compartimos un espacio, las superficies de varias mesas, para distribuir y disponer todos los nombres de los alumnos de las cuatro clases. Hicimos nuestros nombres en plastilina de colores cuidando que tuvieran el suficiente grosor para mantenerse en pie conservando la verticalidad y que no se desplomasen.

Esta toma de contacto con el alfabeto de forma gradual a lo largo del curso facilitó el acercamiento al escultor catalán Jaume Plensa y a su mundo de letras.

Se creó gran expectación cuando, después de haber mostrado imágenes de sus esculturas recubiertas de letras, un alumno nos comunicó que en la entrada de su casa había una escultura de este “señor”. Hizo una foto de la escultura y otro día nos la enseñó y nos habló de lo que hacía con ella: acercarse para buscar letras y formar palabras.

Al final de curso, entre los cuatro grupos, hicimos un póster-mural con las siluetas dibujadas de cuatro motivos diferentes: un sol, un barco y dos peces sobre cuatro fondos de papel de diferentes colores. En cada clase los niños escribieron una palabra, libremente escogida, en un papel blanco que luego pegaron sobre la silueta dibujada que representaba a su grupo-clase. Después cada silueta se pegó sobre un trozo grande de papel continuo blanco, formando una composición, estableciendo una relación entre las imágenes con el mar de fondo como elemento de cohesión. El resultado final fue un Picture Word Poster –póster de imagen y palabras– al que, además, en una sesión conjunta fuimos añadiendo más palabras escritas sobre trozos de papel en blanco y pegándolos sobre los bordes trazados de las crestas de las olas. Nos unió un mar de palabras distribuidas sobre las olas.

Después de cada proyecto relacionado con las estaciones, nos visitaban cinco alfombras mágicas de colores –esterillas de playa– sobre las que nos poníamos de pie en grupos de cinco y se distribuían imágenes y palabras relacionadas con las estaciones por el aula: en el suelo, en las paredes, en las ventanas… Entonces con un poco de magia empezábamos a volar y agudizando la vista podíamos, por equipos, ver, nombrar y relacionar aquello que veíamos y reconocíamos.

Cada equipo cogía las imágenes y las palabras que ha-bían identificado. Cuando lográbamos aterrizar con nuestras alfombras y estábamos ya sentados en el suelo de clase, con todas las imágenes y las palabras construíamos frases, textos visuales, y las asociábamos: la imagen y la palabra escrita. Así, por ejemplo, de dos palabras relacionadas con el invierno: snow –nieve– y white –blanco–, surgía: the snow is white –la nieve es blanca–. Otro ejemplo sería: head –cabeza– y hat –gorro–, surgiendo: I’m wearing a hat on my head –llevo un gorro en la cabeza–.

Segundo de Primaria
Al final de curso hicimos una aproximación a la poesía como acto de creación colectiva. La propuesta partía de una letra escogida entre todos. En una clase fue la B y entre todos fuimos anotando todas las palabras que recordábamos con esta letra: colores como black –negro–, brown –marrón–, blue –azul–, animales como bear –oso–, bee –abeja–, butterfly –mariposa–, bird –pájaro–, alimentos como bread –pan–, banana –plátano–, beans –judía–, el cuerpo: back –espalda–, bottom –trasero–, objetos como bed –cama–, book –libro–, transportes como boat –bote–, bike –bicicleta–. Luego, entre todos, fuimos enlazando palabras que empezaban por esa letra, haciendo frases, aflorando todo aquello que habíamos interiorizado durante el curso: I love a blue butterfly –me encanta una mariposa azul–, the bee is on the bed –la abispa está en la cama–…

Cada niño iba copiando las líneas en una hoja y haciendo las ilustraciones correspondientes que posteriormente hemos recitado, rapeando… Incluso uno de los alumnos propuso acompañarnos haciendo una improvisación con su guitarra. Al día siguiente vino con la partitura que había escrito con la ayuda de su madre.

Tercero de Primaria
Hemos ambientado el pasillo común a varias clases de Primaria con carteles anunciando en cada momento del año la estación que corresponde. La propuesta en clase daba lugar a una lluvia de ideas sobre la estación en cuestión y las íbamos plasmando sobre la PDI , recogiendo todos los conocimientos previos que teníamos sobre el tema, así como el vocabulario y estructuras correspondientes. Por ejemplo, cuando hicimos el invierno se recogió información sobre los meses que abarca, el tiempo que suele hacer, los efectos meteorológicos más frecuentes, los colores más representativos, la ropa que se utiliza, los deportes que se practican y los elementos necesarios para practicarlos. Luego en parejas escogían una imagen representativa de dicha estación y en la mitad de una cartulina la dibujaban en grande. Más tarde decidían por parejas qué información escribían bordeando los márgenes de la imagen dibujada. Frases que se adaptaban a las formas, a los contornos:It is winter. It is cold and I’m wearing a hat on my head, a scarf on my neck, gloves on my hands and boots on my feet –es invierno. Hace frío y llevo un gorro en la cabeza, una bufanda en el cuello, guantes en las manos y botas en los pies–.

Imaginación, creatividad, emoción
El experto en Educación Richard Gerver nos dice que “debemos atraer a nuestros alumnos atraves de la emoción y de la creatividad, usando la imaginación, porque lo que se vive, lo que se hace en primera persona, se recuerda mejor”.

Alumnos inmersos en tareas que exijan iniciativas que los ocupen personal y creativamente. Gunter Pauli, señala que la Educación es un encuentro entre la realidad y la fantasía. ¡Nos lo dan todo imaginado! Imaginar es una necesidad humana, porque solo quien imagina puede construir nuevos mundos.

Potenciar creaciones visuales adosando una palabra, una frase a una imagen. Hagamos de las creaciones visuales un juego lingüístico, descubramos las imágenes más comunes alterando su función, su contexto y uso habitual con pequeñas transformaciones.

Sobre todo hacer que los niños familiaricen sus mentes con las imágenes, que sepan mantenerlas vivas, que cojan el gusto de reactivarlas, de regenerarlas, de multiplicarlas con el máximo uso personal y creativo.

Hay que hacer cosas diferentes. No es añadir cosas nuevas, es modificar lo que ya hacemos. “No es el qué, es el cómo”, al igual que afirma el anuncio de Estrella Damm.

Ana Leeds
Colegio “Betania-Patmos” de Barcelona

0
Comentarios