Baja la ratio de alumnos en dos cursos de Primaria de Castilla-La Mancha

La medida ha sido criticada por los sindicatos, que la consideran insuficiente.
Teresa ÁlvarezMartes, 20 de febrero de 2018
0

La Consejería de Educación ha publicado la ratio máxima de alumnos por aula para el curso 2018-19. Esta medida establece un máximo de 25 niños por clase en todo el ciclo de Educación Infantil, como ya se viene haciendo este curso, así como en primer y segundo curso de Educación Primaria.

Por su parte, en el cuarto curso de Primaria la ratio máxima será de 28 por aula en todos los centros de la región.En el resto de etapas educativas, la normativa legal vigente establece que el tope a alcanzar en el curso 2019-20 será de 30 alumnos en Secundaria y 32 en Bachillerato.

Así consta en una resolución del Gobierno regional, que recuerda que el Decreto 105/2012, de 26 de julio, establece la relación de alumnos por aula en los niveles educativos no universitarios impartidos en los centros sostenidos con fondos públicos en Castilla-La Mancha. Sin embargo, aclara que, en función de la planificación educativa, la Consejería puede establecer relaciones inferiores.

El documento explica que la Ley de Presupuestos para 2016 establece que la Consejería llevará a cabo, previa negociación en la Mesa Sectorial, una planificación para la reducción paulatina de la ratio de alumnos por aula en los centros docentes no universitarios hasta alcanzar en el curso 2019-20 la ratio máxima de 25 alumnos en Educación Infantil y Primaria, de 30 en Secundaria y de 32 en Bachillerato.

Bajada insuficiente
El sindicato CSIF se ha pronunciado sobre la medida y ha considerado que esta es “insuficiente”, por lo que ha pedido que se “adelanten un año” las ratios previstas para el curso 2019-20. En concreto, este sindicato opina que se debería modificar el mantenimiento del número de 32 alumnos para Bachillerato, ya que, cree, “en esta etapa los jóvenes de nuestra región se preparan para acceder a la universidad y es necesario reducir el número de alumnos por clase”.

CSIF agrega que los problemas de convivencia “aparecen principalmente en la etapa de Educación Secundaria”, por lo que ha criticado que la Consejería no modifique “nada para el curso que viene, pudiéndose llegar a los 36 alumnos por aula”. Igualmente, lamentan que falta por abordar otras cuestiones relacionadas con la ratio de alumnos, tales como reducir el número de alumnos en la enseñanza de lenguas extranjeras, desdobles en laboratorios o no aplicar en ningún caso el 10 por ciento extra en niveles como la Educación Infantil.

Por su parte, STE se ha quejado de que las ratios propuestas “exceden lo que establece la normativa a nivel estatal”. En este sentido, el sindicato ha remarcado que las ratios son “un criterio fundamental a la hora de confeccionar las plantillas de los centros”, por lo que no solo se está hablando de masificación en las aulas, “sino de recortes de plazas de profesorado”.

En otro orden de asuntos, el sindicato ha incidido en que otro de los “grandes problemas” de estas ratios es la vulneración de la normativa relativa a los espacios “sobre todo en Formación Profesional”. En este sentido, ha explicado que las superficies mínimas necesarias vienen fijadas por los currículos en función del número de alumnos del grupo.

0
Comentarios