Los obispos se plantean reducir los requisitos para impartir Religión

Hace unos días, la revista de información religiosa Vida Nueva alertaba de la crisis de profesores de Religión especialmente en Secundaria. A la falta de vocaciones religiosas se une la dificultad de que profesores laicos reúnan los requisitos para ser profesor de Religión Católica en Secundaria.
Diego FranceschMartes, 29 de enero de 2019
0

Para impartir esta materia hay que estar en posesión de la titulación civil correspondiente al nivel educativo en el que se pretende impartir docencia y poseer la Declaración Eclesiástica de Competencia Académica (DECA), expedida por la Conferencia Episcopal.

En este momento hay 12.300 profesores y en comunidades como Asturias, Baleares, Castilla-La Mancha, Cataluña, País Vasco, Navarra y Murcia ya se han presentado problemas para cubrir los puestos necesarios.

Faltan candidatos
No solo no entran nuevos candidatos sino que algunos se jubilan y otros abandonan ante la precariedad de las jornadas de trabajo por reducción de jornada y los escasos sueldos (la jornada va de una hora semanal por curso en Asturias a dos en Madrid). Por ello, algunas instancias ya han insinuado la posibilidad de reducir los requisitos.

Como recuerda la revista Vida Nueva en su información, “hay regiones en las que se obliga a tener el Máster en Secundaria. Otras piden la lengua cooficial, por lo que un profesor aragonés no podrá dar clase en Cataluña, mientras que sí uno catalán en Aragón”.

En este momento hay 12.300 profesores y en comunidades como Asturias, Baleares, Castilla-La Mancha, Cataluña, País Vasco, Navarra y Murcia ya se han presentado problemas para cubrir los puestos necesarios

Según esta revista, “algunos delegados diocesanos de Enseñanza abogan por reducir los criterios para obtener la DECA en Secundaria, que exige, como mínimo, la diplomatura en Ciencias Religiosas más otra titulación civil”. Sin embargo, otros creen “indispensable esta formación para impartir la materia”.

Esta revista revela que en la Conferencia Episcopal “hay una propuesta de reducción de las exigencias”, como confirma a esta revista el director de la Comisión de Enseñanza de la CEE, José Miguel García, pero no parece que haya unidad de criterio en esta materia entre los obispos españoles.

El problema no se circunscribe a la enseñanza pública, sino que también hay problemas en los centros concertados. La mitad de estos centros tienen problemas para encontrar a profesores de Religión en Secundaria. Así lo muestra una encuesta de Escuelas Católicas a la que ha respondido más del 50% de los 2.000 centros católicos. “Es un asunto que nos preocupa”, dice a Vida Nueva José María Alvira, secretario general de la institución. “Para Primaria no hay problema, porque la DECA se saca mientras se estudia Magisterio, pero en Secundaria cumplir con todos los requisitos no es fácil”, añade.

Revisar los criterios
Por eso, Escuelas Católicas también ha elaborado un plan que ha presentado en la Conferencia para que revisen los criterios para obtener la DECA, porque “hay que ser realista y flexible; sin pretender que los profesores no estén bien preparados”, añade Alvira a esta revista.

Las estadísticas sobre la enseñanza religiosa católica en España indican que el 63% de los alumnos o sus padres la eligen voluntariamente en el curso 2016-17. Los datos, que son muy similares a los del curso anterior, muestran un pequeño ascenso en los alumnos de Bachillerato y también en la ESO. La diferencia entre los alumnos de Primaria de los centros públicos y concertados es del 60% en los primeros y del 66% en los segundos.

0
Comentarios