ANDALUCÍA. El profesorado de Religión gana por 5 a 0 a la Consejería

La partido del profesorado de Religión contra la Consejería de Educación ya tiene resultado final, 5 a 0, según la Asociación de Profesores de Religión Aprece-A.
Miércoles, 20 de diciembre de 2000
0

Autor: Rebeca MARÍN

El conflicto que se inició durante el curso 98-99 contra el derecho de los profesores de Religión a impartir tutorías, parece estar consumándose.

Manuel Pezzi, exconsejero de Educación que en febrero de 1999 decidió anular el cargo de tutor a estos docentes, anunció públicamente que la Consejería “iba ganando por goleada”. Este comentario, que ahora recuerda la Asociación Profesional de Profesores de Religión en Centros Estatales de Andalucía (Aprece-A), parece haber tomado otro cariz, ya que son los profesores quienes han conseguido la victoria por 5 a 0.

Cada uno de los resultados tiene su razón de ser. Al principio, tras la supresión de las tutorías se interpusieron cinco demandas en nombre de 92 profesores de Religión de ESO de la diócesis de Sevilla. Dos Juzgados de lo Social dictaron tres sentencias afirmando que las medidas de la Consejería eran ajustadas a derecho, mientras que otro Juzgado dictó sentencia favorable a 42 profesores por todo lo contrario. De aquí vino lo de “ir ganando por goleada” de Pezzi. Pero Aprece-A se movilizó para conseguir, en 20 días, que el Tribunal Superior de Justicia admitiera una queja en contra de las sentencias, ya que existía el precedente de los 42 profesores que habían conseguido la misma reivindicación.

Finalmente, el pasado mes de noviembre de este año las tres sentencias de los Juzgados de lo Social han sido revocadas dando, de este modo, la razón a los profesores. Esta nueva decisión ha cambiado las tornas en el conflicto, y con ellas, el resultado final del partido, ya que sumando las cuatro sentencias, favorables al profesorado de Religión, y añadiendo otra más, también favorable, se obtiene el 5 a 0, que ha sido anunciado por Aprece-A. A día de hoy, la Consejería tiene la posibilidad de recurrir la decisión al Tribunal Superior de Andalucía.

El delegado autonómico de esta asociación asegura que todo este problema tiene una cuestión de fondo clara, y es que “el Departamento de Educación no es partidario de la asignatura de Religión, por eso no desea que la representación del profesorado que la imparte sea la misma que la de otros docentes”. Para concluir esta historia es necesario llevar a cabo dos trámites: la retribución a los docentes del dinero correspondiente a las tutorías anuladas, que está calculando durante estos días la Consejería, y la ejecución de las sentencias, que de momento, ha sido solicitado la primera, y las demás serán pedidas por Aprece-A cuando se finalmente se constituyan en firmes.
 

0