Solo el 31% de padres controla el uso que hacen sus hijos de los móviles

Aragoneses y navarros son los padres que menos control ejercen sobre el uso que hacen sus hijos de sus móviles.
RedacciónMartes, 4 de diciembre de 2018
0

Tenemos los contactos en el móvil, las fotos, las redes sociales, el correo electrónico, archivos…, una parte muy importante de nuestra vida diaria. ¿Cómo nos afecta la pérdida o rotura de nuestro smartphone? Quizá no somos completamente conscientes del grado de dependencia que tenemos de nuestros dispositivos conectados.

Phone House acaba de concluir una encuesta en redes sociales sobre los Hábitos de consumo de la tecnología conectada, en la que han participado alrededor de 1.200 españoles (56,26% hombres y 43,74% mujeres) y que ha ofrecido interesantes resultados sobre los cambios sociales que el desarrollo de la tecnología conectada va incorporando a nuestra vida cotidiana.

Quizá no somos completamente conscientes del grado de dependencia que tenemos de nuestros dispositivos conectados

No podemos vivir sin nuestro móvil

El estudio indica que el 70% vuelve a casa a recoger su móvil si se le ha olvidado y un 52% lo usa incluso mientras va andando por la calle. Pero la adicción al móvil va más allá… nuestra conducta en casa también respalda que no podemos vivir sin nuestro móvil, pues el 60% declara que se lleva el móvil al baño y hasta un 64% duerme con el móvil al lado.

Consultamos el móvil muy frecuentemente y solamente un 27% apaga su dispositivo en un sitio público como el cine o un hospital, pero tampoco en el trabajo. El resto lo mantiene encendido (silenciado o con vibración), incluso, en algunos casos con sonido (35%). ¿Qué podemos decir si hasta un 21% renunciaría al coche si tuviera que elegir entre ambos objetos?

70%
Adicción

El 70% vuelve a casa a recoger su móvil si se le ha olvidado

Ha cambiado nuestra forma de relacionarnos con nuestro entorno

Cada día más, desde que el smartphone se incorporó a nuestras vidas, éstas han ido cambiando progresivamente. La tecnología ha cambiado nuestras relaciones personales y, según esta encuesta, el 72% de los encuestados ojea su dispositivo incluso estando acompañado. Pero no solamente eso, sino que las actividades que antes se realizaban personalmente y que requerían un “cara a cara” con desplazamiento al banco, a la agencia de viajes, al supermercado, ahora ya se hacen desde nuestro terminal inteligente. Hasta un 30% de los españoles ha sustituido el ordenador para hacer estas gestiones. Desde su smartphone, compra (supermercado, ropa, libros, música…) más de un 30% de los encuestados, un 56% realiza sus gestiones bancarias y un 44% busca trabajo.

La tecnología ha cambiado nuestras relaciones personales

El 74% de los españoles utiliza la mensajería instantánea para comunicarse con su entorno (Whatsapp, Facebook Messenger, Instagram…). Son los extremeños y los catalanes los que más utilizan esta forma de relacionarse con los demás (86%) mientras que los baleares (45%) y los navarros (46%) son los que menos utilizan este sistema. Después, solamente un 12% de los españoles utiliza su teléfono para realizar llamadas, son de nuevo los baleares los que más las utilizan con un 36%. Ya son pocos los que se relacionan en persona, aunque destacan los aragoneses (21%) y los asturianos (19%) que siguen haciéndolo, pese a que la media nacional queda en un 6%.

74%
Mensajería

El 74% de los españoles utiliza la mensajería instantánea para comunicarse con su entorno

La seguridad y el control del uso del móvil es importante

Cada vez vemos usuarios más jóvenes con acceso a smartphones de última generación. Niños y adolescentes acceden a dispositivos de alta gama y solamente un 31% de los padres ejerce algún control sobre el uso que hacen sus hijos de sus móviles. De hecho, un 33% considera que entre los 12 y 14 años es favorable que dispongan de un dispositivo conectado y un 57% establece los 14 años como edad mínima.

Niños y adolescentes acceden a dispositivos de alta gama y solamente un 31% de los padres ejerce algún control sobre el uso

Solamente el 13% de los padres aragoneses y el 11% de los navarros tienen control sobre la utilización que hacen sus hijos de los móviles, mientras los que más se preocupan son los vascos y asturianos con un 43% y los canarios y catalanes con un 37%.

0
Comentarios