Powtoon: vídeos animados para el aula a coste cero

Ingrid Mosquera
Profesora en UNIR, especialista en Didáctica, TIC y Microlearning activo
15 de enero de 2020
0

En el primer artículo de este espacio dedicado a la tecnología educativa, hablábamos de cómo hacer participar oralmente a los alumnos más tímidos o retraídos por medio del uso de grabaciones de audio o podcast.

En este caso, deseamos avanzar hacia los recursos audiovisuales, pero realizando, una vez más, una propuesta poco intrusiva para los más vergonzosos, para ir paso a paso, sin presiones.

Por ello, proponemos Powtoon, una herramienta gratuita que sirve para hacer vídeos animados. Pueden realizarse con la música incluida en la aplicación, con nuestra voz o incluso con nuestra propia música (ojo con los derechos de autor en ese caso).

Además del audio, se pueden añadir dibujos, imágenes, texto y animaciones. Posteriormente, una vez hayamos terminado la edición de nuestro vídeo, podremos exportarlo directamente a YouTube, entre otras opciones.

Por lo tanto, como docentes, con Powtoon es posible preparar vídeos, con detalles divertidos, para ofrecer explicaciones a nuestros alumnos. A continuación incluyo un ejemplo que siempre he compartido con mis alumnos de TFG y TFM (ahora ha quedado desfasado, en parte, al haber salido ya la séptima edición de APA):

Pero más importante que lo que nosotros podemos hacer con Powtoon, es lo que pueden hacer nuestros alumnos. Powtoon es, sin duda, un magnífico ejemplo de herramienta de Microlearning activo. Es decir, es una excelente posibilidad de que sean nuestros alumnos los que desarrollen su propio aprendizaje por medio de la elaboración de píldoras educativas, disponibles para ellos y para el resto de compañeros.

Proponemos, como ejemplo, dos vídeos creados por alumnas, en este caso dos estudiantes del Grado de Primaria. En el primero, la alumna emplea la música del programa y presenta un vídeo con una carga visual considerable:

En el segundo, otra alumna realiza una presentación usando su propia voz para la explicación, dejando en segundo plano la propia aplicación:

En ambos casos, las alumnas están desarrollando su competencia digital, están conociendo una herramienta digital que les podrá ser útil para trabajar en sus aulas y, por supuesto, están repasando de forma activa el contenido de la asignatura, un repaso que no solo les sirve a ellas, sino que resulta útil para todos los compañeros que decidan ver esas aportaciones. Además, podríamos añadir una reflexión final por medio de alguna actividad de autoevaluación y de coevaluación.

Añadido a lo anterior, el hecho de que los alumnos puedan añadir su música, su voz, sus fotos y su texto puede convertirla en una actividad cooperativa o en el producto final de un proyecto, que incluso podría ser transversal, incluyendo diferentes asignaturas.

Así, mientras que el contenido puede ser de una o varias asignaturas, la lengua que se use para presentarlo puede ser la propia o una diferente a la lengua nativa, por ejemplo. Igualmente, cuestiones como las imágenes, el audio o la música que se quiera crear para acompañarlo, pueden venir orquestadas desde otras materias. Como decíamos, varias asignaturas podrían poner su granito de arena en el resultado final.

Como siempre digo, la mejor forma de probar es haciéndolo uno mismo, luego ya podremos pedir a nuestros alumnos que lo intenten. ¿Te atreves con un Powtoon?

0
Comentarios