fbpx

Podcast: Un joven Gaudí

Esta es la historia de los comienzos de un niño nacido en Cataluña a mediados del siglo XIX, que acaba diseñando una basílica tan colosal que él mismo sabía que jamás la vería terminada.
Esteban NigroJueves, 4 de noviembre de 2021
0

Antoni Gaudí fotografiado por Pablo Audouard en 1878.

Antonio Gaudí nació en Reus, cerca de Barcelona, en 1852. Sus primeros años de vida fueron muy sufridos dado que al poseer reumatismo articular no podía jugar con los demás niños. Debió pasar muchas horas observando su entorno. Como su padre construía ollas de cobre y alambiques, para el joven Gaudí descubrir cómo esas planchas planas de metal tomaban formas tridimensionales era algo asombroso. También era afín a observar el desarrollo de las hojas en primavera o el acueducto romano de la cercana Tarragona que contando ya 2000 años, aún permanecían en pie.

Superado su reumatismo, con 16 años decidió estudiar arquitectura en Barcelona. El entusiasmo de Gaudí por esta disciplina, reside en su vocación por modificar algunos estilos arquitectónicos que de sólo observarlos, a él lo frustraba. Un ejemplo eran las iglesias góticas, que burlonamente las llamaba templos con muletas. El estilo gótico había logrado durante la Edad Media lo que su antecesor, el románico, apenas había soñado: mediante el uso de un arco ojival podía alcanzar grandes alturas. Pero claro, esa altura conllevaba colocar unos grandes contrafuertes o arcos arbotantes en el exterior de las iglesias. Estos arcos se utilizaron por primera vez en 1180 en Nuestra Señora de París, o más conocida en francés como Notre Dame y eran los que socarronamente Gaudí llamaba muletas. Soñaba, ya con su título bajo el brazo, lograr alguna vez un estilo arquitectónico superador.

En uno de sus primeros trabajos, aplicó un concepto matemático conocido pero que muy pocas veces se había utilizado en la arquitectura: la curva catenaria

En uno de sus primeros trabajos, aplicó un concepto matemático conocido pero que muy pocas veces se había utilizado en la arquitectura: la curva catenaria. Como su nombre lo indica, esta curva es la que hace una cadena de densidad uniforme, perfectamente flexible y sometida únicamente a las fuerza de gravedad, cuando cuelga de dos puntos. La virtud de esta curva es que tiene una óptima distribución de las cargas y por tanto si se la invierte creando un arco, requerirá un mínimo de material para su construcción. Según el mismo Gaudí, “la catenaria da elegancia y espiritualidad a la construcción entera. Evita contrafuertes, el edificio pesa menos, gana una gracia vaporosa y se aguanta sin raros accesorios ortopédicos”.

Pero si Gaudí quería diseñar y construir a su antojo, debía encontrar primero un mecenas que confiara en él. Y cuando el poderoso industrial Eusebio Güell le propuso modificar algunos pabellones de su finca, Gaudí feliz dió una vez más rienda suelta a su imaginación pero, pero, pero… cuidando los gastos. Claro, ¡quería que Eusebio Güell lo volviera a contratar! Así, utilizó ladrillo como material básico de construcción y para resolver su decoración, le vino a la mente una costumbre que encontró en un libro originaria de Vietnam, donde al morir alguien rompen su vajilla y utilizan esos trozos para decorar su tumba. Gaudí tomó esta idea y colocó entre los ladrillos pequeños trozos de cerámica en aquella primera construcción de la finca Güell. Con los años llevaría esta técnica a su máxima expresión y se conocería en todo el mundo como Trencadis. Término catalán que significa troceado o ‘picadillo’.

Pero dejamos a un joven Gaudí por hoy, cuando recién comenzaba su carrera y poco a poco toda Cataluña hablaba de él.

* Esteban Nigro (esteban.nigro@gmail.com) es geólogo de profesión y apasionado por descubrir historias del mundo investigando mapas y fotos antiguas, libros y artículos periodísticos. Después de todo, uno sólo ve lo que conoce.

0
Comentarios
  1. Podcast: Un joven Gaudí – Magisnet | Notre-Dame de Paris
    4 de noviembre de 2021 21:25

    […] en Nuestra Señora de París, o más conocida en francés como Notre Dame y eran los que … Source link : https://www.magisnet.com/2021/11/podcast-un-joven-gaudi/ Author : Publish date : 2021-11-04 16:12:26 Copyright for syndicated content belongs to the linked […]

  2. Maria
    5 de noviembre de 2021 07:48

    Buenos días,
    Soy María García, responsable de comunicación en la Fundación Arquia.
    Acabo de ver vuestra publicación «Podcast: un joven Gaudí», en la que aparece una imagen del arquitecto cuya nota al pie indica que la Fundación Arquia tiene los derechos de autor de la fotografía (c).

    Les escribo para comunicarles que, la Fundación no es la autora de la fotografía, (por supuesto) y tampoco es propietaria de tales derechos. Para evitar posibles confusiones, ruego cambien o retiren dicha referencia a la Fundación. Desconocemos quién es el propietario de los derechos de esta imagen, pero si sabemos quién fu el autor del retrato, por lo que sugerimos poner en el pie de foto el siguiente texto:

    ‘Antoni Gaudí fotografiado por Pablo Audouard en 1878’.

    Este mismo pie de foto es el que hemos actualizado en las imágenes que aparecen en nuestro Blog.
    https://blogfundacion.arquia.es/

    Muchas gracias por su comprensión. Saludos

    1. Administrador
      5 de noviembre de 2021 08:12

      Muchas gracias a ustedes