fbpx

Nuevos métodos para despertar el interés por las ciencias

Recursos digitales, actividades, talleres o la propia imaginación de los profesores son algunos elementos para enseñar ciencias, una de las áreas más relevantes de cara a los empleos del futuro.
Adrián ArcosMartes, 14 de enero de 2020
0

Hace unas semanas, Verónica Duque, una profesora de un colegio público de Valladolid, convirtió en viral su nueva forma de dar la clase de Ciencias Naturales. Vestida con un traje en el que estaba dibujado el cuerpo humano por dentro, explicó el funcionamiento de los órganos internos a sus alumnos de 3º de Primaria. “Unos gritaban asombrados, otros se tapaban los ojos, otros aplaudían…”, explicaba Verónica sobre la reacción de los niños al ver su disfraz. Esta profesora, que asegura que siempre está pensando en nuevos métodos para enseñar ciencias, consiguió su gran objetivo: captar la atención de sus alumnos y lograr que se interesaran por el tema.

El de Verónica es solo un ejemplo de cómo se puede usar la imaginación para atraer a los estudiantes hacia las ciencias, un área donde precisamente se centran ahora todas las miradas, sobre todo por el papel determinante que se prevé que tenga en los empleos futuros. Sin embargo, esa importancia no se ve correspondida con la realidad de las aulas, donde se han obtenido los peores resultados de PISA en esta disciplina desde que arrancó la evaluación internacional en el año 2000 y que se demuestra también en el progresivo déficit de vocaciones STEM.

Algunos ejemplos de herramientas digitales

Aunque las causas a veces traspasan el ámbito escolar, sí que los docentes, dentro de sus posibilidades, tienen la capacidad de recurrir a diversos recursos para intentar revertir esta situación en la medida de lo posible.

Algunos ejemplos de herramientas digitales que se pueden utilizar en clase son Google Earth, 100.000 Stars o Ancient Earth como simuladores de los planetas y el espacio. En anatomía humana, Anatronica, Build a body o BodyMaps son algunas aplicaciones para aprender virtualmente los sistemas y aparatos del cuerpo humano. Y si tratamos temas relacionados con los animales y las plantas, podemos recurrir a iCell, Enciclopedia virtual de los vertebrados españoles, Map of Life, Proyecto Noah y Online Plant Guide.

No hay que olvidar el gran potencial de YouTube, que se ha convertido en una de las principales fuentes de conocimiento

A nivel digital, no hay que olvidar el gran potencial de YouTube, que se ha convertido en una de las principales fuentes de conocimiento. Matemáticos como David Calle o productores musicales como Jaime Altozano, hacen llegar a grandes audiencias de manera amena y clara temas a priori no tan fáciles de entender.

Un ejemplo de reciente creación es el canal Neuronauta, y detrás de él hay un youtuber de, nada más y nada menos, 79 años, profesor de universidad, ingeniero industrial, economista y filósofo apasionado de la física y la metafísica. Se llama Carlos del Ama y con sus vídeos ilustrados aspira a divulgar y acercar temas científicos como el tiempo, el espacio, la relatividad o secretos del universo, de una forma divertida y amena.

Actividades y proyectos

Otra forma de acercar la ciencia a los alumnos es a través de todas las actividades y proyectos que organizan diversas entidades y fundaciones a lo largo del curso. Un ejemplo es la Semana de la Ciencia y la Innovación de Madrid, cuya última edición se celebró del pasado 4 al 17 de noviembre, y en la que se organizaron diversos talleres científicos gratuitos para estudiantes de Primaria, ESO, Bachillerato y ciclos formativos. Los alumnos tuvieron que enfrentarse a pruebas y experimentos relacionados con la ciencia, donde pudieron divertirse poniendo en práctica sus conocimientos.

También la Fundación Aquae ha puesto en marcha el proyecto Aquae STEM, que consiste en un conjunto de actividades prácticas diseñadas para despertar el interés de las alumnas por estas disciplinas a través de la resolución de retos, utilizando la innovación y la creatividad como vehículos para inspirarlas. En una primera fase, este proyecto se va a desarrollar en 50 centros educativos de Murcia, Comunidad Valenciana, Galicia, Castilla y León, Castilla-La Mancha y Andalucía.

Y también hay que tener en cuenta la Liga Nacional de Ciencias y Tecnología STEM, que todos los años organiza Roctar y que cuenta con el apoyo de la Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología (Fecyt). El propósito de esta liga es ayudar a los profesores y alumnos de Secundaria y Bachillerato a realizar proyectos científicos y tecnológicos en clase fomentando así el talento, los valores educativos y las vocaciones científicas y tecnológicas.

0
Comentarios