Alfio Bardolla: “El profesor debe transmitir el concepto de libertad financiera”

El coach financiero Alfio Bardolla recomienda a los docentes leer mucho para estar al día en actualidad financiera y enseñar de abajo hacia arriba, desde los conceptos más sencillos a los más complejos.
Adrián ArcosMartes, 4 de febrero de 2020
0

Alfio Bardolla, coach financiero y autor de 'El dinero te hace feliz'.

La sociedad necesita mucha más Educación financiera, y no solo para los alumnos de edades más tempanas, sino también para profesionales y emprendedores que en muchas ocasiones no tienen en cuenta cómo gestionar su dinero y fracasan en su proyecto.

Es el mensaje que transmite Alfio Bardolla, coach financiero y autor del libro El dinero te hace feliz. Él cree que es responsabilidad de padres, profesores y de la sociedad en general, enseñar a los más jóvenes cómo funciona el dinero y poner los medios necesarios a su disposición para que lo entiendan, aprovechen y le saquen el máximo partido.

¿Existe un déficit de Educación financiera en nuestros niños y jóvenes?
—Sí y es una triste realidad. Ya el informe PISA 2015 cuestionó la Educación financiera de los jóvenes españoles y puso de relieve que los estudiantes españoles están por debajo de la media en materia financiera en comparación con estudiantes de otros países. Si los niños y jóvenes no tienen una cultura financiera, cuando cumplan la mayoría de edad carecerán de los conocimientos y herramientas necesarios para poder administrar su dinero de una manera responsable.

"

Sin una cultura financiera, los niños y jóvenes no sabrán administrar su dinero de una manera responsable

"

¿Qué asignaturas relacionadas con las finanzas harían falta o tendrían que ser obligatorias?
—La Educación financiera es el conjunto de conocimientos que nos permite gestionar apropiadamente nuestros recursos financieros y entender el escenario económico en el que nos movemos actualmente. Asignaturas como economía doméstica para que aprendan a gestionar sus propios recursos económicos desde que son pequeños son fundamentales. También los conceptos de las finanzas básicas como las inversiones, las instituciones y mercados financieros y las finanzas corporativas o administración financiera de las empresas, sin olvidar las finanzas personales como los cheques, las cuentas de ahorro, las tarjetas de crédito, los préstamos, los impuestos, etc. Estudiando estas materias pueden lograr una Educación financiera básica que les proyecte hacía el futuro.

¿Qué elementos básicos de la Educación financiera debería dominar un niño o adolescente?
—Son varios pero menciono algunos como:
Los ingresos, que son las rentas que obtenemos por nuestro trabajo. A la suma de todos nuestros ingresos netos del hogar, se le conoce como renta disponible.
El ahorro es la parte de nuestra renta disponible cada mes que no gastamos. El ahorro está muy relacionado con nuestra forma de gastar.
Los gastos son los compromisos a los que tenemos que hacer frente cada mes para mantener nuestra calidad de vida.
La inversión es la parte de nuestros ahorros que metemos en productos financieros a corto, medio o largo plazo.

"

En el ámbito educativo deberían implantarse programas de competencias financieras y ser el profesor el encargado de introducir el concepto de libertad financiera

"

¿En la actualidad existe una gran preocupación por el porcentaje cada vez mayor de menores que están enganchados a los juegos y apuestas on line. ¿Cómo podría evitarse?
—Con programas educativos promovidos por las instituciones públicas que muestren la cruda realidad de estos juegos, sus desventajas, sus consecuencias psicológicas, los problemas sociales que pueden acarrear…

¿Cómo afecta también este nuevo mundo digital al ámbito de las finanzas? ¿Qué transformaciones se pueden producir y que deben de conocerse?
—Sin duda afecta directamente. La nueva era digital está transformando la sociedad en todos los niveles: el ecosistema empresarial, las relaciones personales y desde luego el campo de las finanzas. Y este último muy directamente porque está revolucionando la forma de hacer trading, la forma de invertir en inmuebles, incluso la forma de abrir un negocio. Las transformaciones en el campo de las finanzas se producen en distintos niveles, pero sobre todo hay que destacar que hoy en día el smartphone es el dispositivo que permite operar desde cualquier lugar y en cualquier momento: realizar un pago o transferencia, comprar y vender productos y servicios, operar con la cuenta bancaria con total normalidad…

"

Las épocas cambian y ahora son los niños los que necesitan seguir formándose para cambiar el mundo, y esto no se puede conseguir si los padres no están dispuestos a hablar de la economía en casa

"

¿Cómo deberían abordarse los temas financieros en un aula? ¿Qué recomendaciones le darías al profesor que se ocupe de ello?
—Si nuestros hijos no saben cómo funciona un cajero automático, no saben la diferencia entre un sueldo fijo o un ingreso automático, no tienen ni idea de qué es un inmueble o una inversión en Bolsa… están en la situación “mono veo, mono hago” por lo que no podemos esperar que nuestros hijos sean diferentes de nosotros. Y es nuestra responsabilidad enseñarles cómo funciona el dinero a través de la Educación financiera. Por lo que, al igual que ocurre con los padres en sus hogares, en el ámbito educativo deberían implantarse programas de competencias financieras y ser el profesor el encargado de introducir el concepto de libertad financiera y explicar el uso y la gestión del dinero en las aulas. Mi consejo o recomendación es leer mucho, estar al día de la actualidad y novedades en el campo de las finanzas y empezar a enseñar desde abajo hacia arriba, desde la base con los conceptos más sencillos a los más completos y complejos de forma paulatina.

¿Cómo tiene que ser la Educación financiera en casa? ¿Qué valores deben inculcar los padres?
—Cuando nací, en los años 70, a los 65 años, una persona se consideraba vieja. Ahora el umbral parece haber cambiado a alrededor de 75. Con el progreso tecnológico y la transformación cultural, aumenta de forma constante la edad promedio y los niños de ahora llegarán quizás a los 95 años. Con esto, quiero decir que las épocas cambian y ahora son los niños los que necesitan seguir formándose para cambiar el mundo, y esto no se puede conseguir si los padres no están dispuestos a hablar de la economía en casa, de cómo funciona el dinero y de cómo hay que administrarlo.

Vivir anclado a un tipo de riqueza

  • Actitud ante los problemas. En un momento difícil de su vida, cuando el banco iba a embargar la casa familiar, Alfio Bardolla decidió formarse y emplear todos sus recursos para hacer frente al problema. Comenzó a estudiar cómo funcionan las subastas inmobiliarias con liquidación y, finalmente, llegó a un acuerdo con la entidad financiera que impidió el embargo. Fue entonces cuando comprendió que no quería vivir anclado solo a un tipo de riqueza vinculada al trabajo, sino  que su objetivo era alcanzar la libertad financiera.
0
Comentarios